Cómo preparar café en prensa francesa

Cómo preparar café en prensa francesa

Si alguna vez te has preguntado cómo preparar café en prensa francesa, te invitamos a leer este artículo hasta el final.

La creatividad de los amantes del café no tiene límites, cada tanto sale a la luz una forma novedosa de prepararlo, buscando la mejor forma de resaltar su sabor y cuerpo.

En esta ocasión te queremos enseñar a preparar café con una prensa francesa, ya que es un método muy utilizado por los baristas y amantes de café y que aparentemente es muy sencillo.

Sin embargo para poder sacarle todo el provecho a este método debes tener en cuenta las siguientes recomendaciones.

Recomendaciones previas para hacer café en una prensa francesa

Lo primero con lo que debes contar, es con granos recién tostados de café. 

Lo recomendado es que el café no haya estado expuesto al aire por mucho tiempo; además, los granos deben verse grasosos y ser muy aromáticos.

Cuando compres café, fíjate en la fecha de caducidad; ya que una vez abierta la bolsa, los granos empiezan a perder sabor después de una semana.

También es importante la forma de moler el café. Por ejemplo, lo ideal es que compres café en grano y lo muelas tú mismo unos minutos antes de prepararlo, de lo contrario se pueden oxidar.

El molido no debe de ser muy fino, ya que es posible que tape el filtro de la prensa francesa, lo mejor es que sea un molido grueso y de la misma consistencia

Para esto es esencial que cuentes con un molino que te permita moler en diferentes grosores.

La preparación de café en prensa francesa es un método por inmersión, lo que permite controlar todo el proceso de extracción, desde el tiempo de contacto, la temperatura y la turbulencia, entre otras variables.

Ya que carece de un filtro, todos los aceites y los sabores de los granos de café quedan en la bebida final. 

Preparación de café en prensa francesa

Tabla de Café1. Preparación: retira el émbolo y revisa que no haya residuos de café preparado anteriormente o impurezas en ninguna de las piezas: émbolo, filtro, tapa o beaker.

2. Agua: en un kettle de cuello de ganso (tetera de metal) pon a calentar un poco de agua potable. Esta agua la vas a utilizar, tanto para la infusión, como para precalentar la Prensa Francesa.

3. Temperatura: antes de que el agua alcance su punto de ebullición, debes retirarla (ojalá puedas medirlo con un termómetro, la temperatura que recomendada es 89 y 93º C), precalienta la Prensa Francesa y los recipientes para servir: tazas, jarras, etc.

4. Cantidad de café: saca el agua de precalentamiento de los recipientes donde la vertiste, pon la Prensa en la báscula (o gramera) y llévala a cero (tara). 

Pesa la cantidad necesaria de café según la cantidad que deseas preparar (revisar tabla de medidas, imagen). 

Muele el café de forma tal que quede grueso y agrégalo a la Prensa. 

5. Pre-infusión: antes de agregar el agua, vuelve a tarar la báscula para medir únicamente la cantidad de agua que vas a usar, pon el cronómetro en ceros, comienza a verter el agua e inicia nuevamente el cronómetro. 

Agrega el agua necesaria para saturar completamente el café molido y espera antes de continuar, entre 30 segundos y 1 minuto (a esta etapa la llamamos pre-infusión). 

Acá también puedes hacer diferentes experimentos con la pre-infusión.

6. Infusión: sigue vertiendo lentamente y asegurate de tener la proporción adecuada de agua y café. Monitorea constantemente pesos, tiempos y temperaturas.

7. Turbulencia: después de completar la pre-infusión y verter el agua, puedes desarrollar algunas presiones del émbolo hacia arriba y hacia abajo, puedes hacerlo una o varias veces, te recomendamos que no te sobrepases pues puedes pasar a una sobre-extracción.

8. Tiempo total de contacto: puedes esperar entre 4 y 6 minutos, dependiendo de la intensidad que busques, luego presiona el émbolo hacia abajo con cuidado y lentamente, presionar rápido y fuerte puede hacer que el café caliente suba y se derrame o que pasen partículas por los laterales del filtro.

9. La taza de café: una vez que termines de bajar el émbolo, sirve inmediatamente la infusión en las tazas o en una jarra con aislante térmico. 

También antes de servir puedes probar un poco y, si consideras que el café no se ha extraído completamente, puedes hacer una turbulencia con el pistón como te explicamos anteriormente, subiéndolo y bajándolo con cuidado, luego puedes volver a probar o servir.


Y para que puedas preparar tu café de forma fácil y deliciosa te ofrecemos este kit.

Kit para Preparar Café en Prensa Francesa

Abrir chat
1
¡Escríbenos!
¡Hola!👋
¿Te gustaría saber más?